El reciclado de vidrio en Europa

Contenedores de vidrio
Contenedores de vidrio

El vidrio es un silicato que funde a 1.200 grados. Está constituido esencialmente por sílice (procedente principalmente del cuarzo), acompañado de caliza y otros materiales que le dan las diferentes coloraciones. El reciclaje del vidrio es el proceso de transformación de los residuos de este material para la obtención de productos reutilizables. Estos deshechos deben de separarse atendiendo a su composición química y a su capacidad de procesamiento, sin perder de vista el uso a que será destinado.

Un material recuperable 100%

El vidrio es un material que por sus características es fácilmente recuperable. Concretamente el envase de vidrio es 100 % reciclable, es decir, que a partir de un envase utilizado, puede fabricarse uno nuevo que puede tener las mismas características del primero. Está facilidad de reutilización del vidrio abre un amplio abanico de posibilidades para que la sociedad y las administraciones afectadas puedan autogestionarse de una manera fácil su medioambiente.

Desde el punto de vista de su aplicación, el vidrio se clasifica en industrial y doméstico. Vidrio industrial es el que no es utilizado como envase para productos alimenticios (almacenamiento de productos químicos, biológicos, vidrio plano: ventanas, cristales blindados, fibra óptica, bombillas, etc). Vidrio doméstico el que se emplea para almacenar productos alimenticios (conservas, vinos, yogures, etc); aunque de una manera más generalizada, es el vidrio que el ciudadano deposita en los contenedores destinados a este fin en nuestros pueblos y ciudades.

Con un sencillo proceso, una botella de vidrio puede ser reciclada para crear una botella nueva de exactamente la misma calidad en solo 30 días, convirtiendo el vidrio en el único material que puede ofrecer un modelo de reciclaje de inicio a fin. Esto contrasta con otros materiales para envase, los cuales son de ciclo cerrado en vez de reciclado.

En muchos casos el proceso se realiza de acuerdo con el color del cristal. Lo tipos más comunes utilizados en los envases destinados al consumo son verde (60%), utilizado masivamente en botellas de vino, cava, licores y cerveza, aunque en menor cantidad en este último; blanco (25%), usado en bebidas gaseosas, zumos y alimentación en general; extraclaro (1O%), empleado esencialmerite en aguas minerales, tarros y botellas de decoracion; opaco (5%), aplicado en cervézas y algunas botellas de laboratorio. Más del 60 % , del vidrio reciclado procede del doméstico, siendo el sector principal de producción de vidrio recuperable.

El reciclado de vidrio en Europa

Botellas antes de ser recicladas
Botellas antes de ser recicladas

La cantidad de vidrio reciclado por particulares en Europa ha aumentado en los últimos años hasta un 67%, con unos 25 billones de botellas y frascos de vidrio recolectados, acorde con los últimos datos de FEVE (La Federación de Envases de Vidrio de la Unión Europea). Confirmada la tendencia al alza de los últimos años, este incremento refleja el aumento de conciencia medioambiental de los consumidores, y los esfuerzos continuos por parte de la Comisión Europea y los gobiernos Europeos de mejorar los sistemas de recogida de vidrio reciclado.

Los nuevos datos revelan que 11 países reciclan ahora alrededor del 75% del vidrio con Suecia, Suiza, Austria, Bélgica y Países Bajos a la cabeza de la lista. En España, los datos son muy parecidos a la media, se recicla un 67,14%, por encima de Francia (63,23%), del Reino Unido (61,74) y de Portugal (56,16%).

Cada tonelada métrica de residuos de vidrio reciclado supone el ahorro de 315 kg de dióxido de carbono que no será liberado a la atmósfera.

Recommended Posts